JEWEL CARE

Su joya LÖRENZO es el resultado de un delicadísimo proceso de creación artesanal. Le recomendamos que tenga cuidado en su uso y manejo para que su esplendor se mantenga inalterable a lo largo de los años.

Su joya lleva asociado un mensaje vital que la hace especial. Si la cuida adecuadamente, puede convertirse en una preciada herencia familiar. El polvo, la contaminación y el desgaste diario contribuyen a ensombrecer el brillo de las piedras preciosas. La superficie del oro puede ir adquiriendo un tono opaco. Incluso a veces, las piedras pueden desprenderse si no tenemos cuidado.

Se recomienda realizar una limpieza profesional al menos una vez al año. Le invitamos a que envíe su joya LÖRENZO a nuestras oficinas centrales para realizarle un mantenimiento de calidad profesional. Nuestro equipo de expertos conoce bien todos los aspectos del cuidado de las joyas, como la limpieza de las piedras preciosas, el ensartado de perlas y la reparación de broches y cierres de pendientes.

 

Siga estas instrucciones para conservar la condición original de su joya:

Tómese el tiempo que sea necesario para poder manipular la joya con cuidado.

Quítese la joya antes de lavarse las manos y ponerse perfume o crema. Las partículas presentes en estos cosméticos, que no se eliminan con un aclarado rápido, pueden alojarse en las cavidades y formar una mezcla corrosiva que, a largo plazo, puede conducir a un deterioro prematuro del metal.

El contacto regular con detergentes domésticos, compuestos ácidos o insecticidas puede dañar los metales y ciertas piedras preciosas.

Los productos que contienen mercurio, como el mercurocromo, causan un daño irreversible al oro.

Tenga en cuenta las actividades que realiza habitualmente al elegir sus joyas. Evite usarlas en la playa o la piscina, o mientras hace deporte, para evitar golpes y arañazos. Asimismo, evite su uso mientras esté trabajando en casa o en el jardín.

Evite la fricción causada por el deslizamiento de su colgante por la cadena, así como el uso de varios anillos en un mismo dedo. Si su joya sufre una sacudida eléctrica, puede que sea necesario revisar el engaste de las piedras para prevenir su pérdida.

Asegúrese de no colocar su joya demasiado cerca de fuentes de calor intenso, rayos X u otras fuentes de radioactividad.

 

Cuidado del oro:

La mayoría de las joyas de oro se pueden limpiar con un producto no abrasivo. Examine con regularidad su joya para asegurarse de que los engastes están bien ajustados y de que los cierres y las uniones están firmes.

Si su joya es de oro, evite que entre en contacto con lejía de uso doméstico. Este producto decolora el oro con rapidez y puede desintegrarlo.

También es importante cómo guardar las joyas. En el momento de su adquisición y como medida de protección, todas las joyas LÖRENZO vienen guardadas dentro de una caja, estuche o bolsa resistente a la pérdida de brillo. Cuando no las utilice, le recomendamos que las mantenga en su estuche original o en otra caja o bolsa, convenientemente envueltas.

Gestione su servicio de mantenimiento o reparación a través de este formulario:

Todos los campos marcados con * son obligatorios.
He leído y acepto los Términos y Condiciones*